¿Qué material de protección necesitan mis empleados?

Es necesario contar con aprovisionamiento suficiente de material de protección para los empleados, especialmente guantes y mascarillas, cuando así lo indique el servicio de prevención de riesgos laborales.

No obstante, también es conveniente proveer a los trabajadores de otro tipo de productos de higiene personal como jabón, gel hidroalcohólico, pañuelos desechables ó papel absorbente.

Te contamos qué diferencias hay entre aquellos equipos de protección personal (EPIs) que generan más dudas.

Mascarillas

De forma general, la recomendación es utilizar EPI desechables, o si no es así, que puedan desinfectarse después del uso, siguiendo las recomendaciones del fabricante. Los EPI deben escogerse de tal manera que se garantice la máxima protección con la mínima molestia para el usuario y para ello es crítico escoger la talla, diseño o tamaño que se adapte adecuadamente al mismo.

La correcta colocación los EPI es fundamental para evitar posibles vías de entrada del agente biológico; igualmente importante es la retirada de los mismos para evitar el contacto con zonas contaminadas y/o dispersión del agente infeccioso.

Mascarillas quirúrgicas: Tienen como finalidad evitar la transmisión de agentes infecciosos por parte de la persona que la lleva. Están diseñadas de dentro hacia fuera para evitar la diseminación de microorganismos normalmente presentes en la boca, nariz o garganta y evitar así la contaminación del paciente o de la herida.

Mascarillas con filtros de partículas (FFP2 Y FFP3): Tienen como finalidad proteger al usuario frente a la inhalación de contaminantes ambientales tales como agentes patógenos, agentes químicos, antibióticos, citostáticos. Están diseñadas para trabajar de fuera hacia dentro. La normativa europea EN149 establece 3 categorías en función de la eficacia de filtración.

Recomendación de distancia según el tipo de mascarillas para no contagiarse - Coronavirus

Guantes

Guantes de látex

Los que utiliza el personal sanitario para protegerse frente a la contaminación biológica y las infecciones para examinar a los pacientes o toma de muestras. Los hay de distintas calidades y se presentan en dos versiones con polvo, que facilita la colocación del guante o sin polvo.

Guantes de nitrilo

Es una alternativa para aquellas personas alérgicas al látex pero además ofrecen mayor resistencia y elasticidad que la versión de látex. Son guantes muy demandados entre el personal sanitario y ofrecen la misma protección frente a riesgos biológicos y químicos.

Guantes de vinilo

También se presentan en formato con polvo y sin polvo y están indicados para tareas sanitarias de menor exposición dada su menor protección. Este tipo de guantes suele ser más económico que las versiones de látex y nitrilo.

Jabón

Uno de los elementos más efectivos para prevenir el contagio es el lavado frecuente de manos de forma meticulosa. Para ello, podemos usar jabón de venta en cualquier supermercado o jabón con glicerina que tiene efectos beneficiosos para la piel. Existen también otro tipo de lociones limpiadoras sin jabón que son igualmente efectivas.

Gel Hidroalcohólico

Si no tenemos acceso a agua y jabón podemos utilizar los geles hidroalcohólicos (Hechos a base de alcohol) que permiten desinfectarse las manos en cualquier lugar.